¿El precio de un logotipo?

El Logotipo

Antes definamos que es un logo y como se clasifican. El objetivo no es convencerlos de qué es y cómo debería ser un buen logotipo, ya que posiblemente tardaría horas hablando de esto. Pero si decir, que es un tema muy basto. Es necesario hacer saber que entre el cliente y el diseñador hay un rango amplio que abarca este término.

Decir o asegurar lo que cuesta un logotipo sería muy aventurado y ambiguo ya que al menos yo no conozco un estándar establecido.

¿Y de qué depende el precio? Pues en este caso de varios factores.

Un buen logotipo lleva detrás un montón de trabajo. Hay que tener muchos datos para crear ese pequeño simbolito. Hay que charlar con el cliente, ver su concepto de la empresa, sus objetivos a largo plazo. Entender su sector. Hay que sacar toda la información que se pueda del cliente para poder hacer algo que realmente le represente. Pero no siempre es posible.

Un mal logotipo lleva detrás un montón de quebraderos de cabeza. El famoso ejemplo del dibujo de la servilleta. ¿A quién no le vino nunca un cliente con un dibujo en una servilleta? Normalmente este caso se soluciona poniendo una Comic Sans debajo del dibujo de la servilleta. No señores, no lo hagas. No rompas algo tan importante como la fase de divergencia ¿Quieres participar de ella? Perfecto  escucha el resto de opciones. Eso en caso de que te quieras quedar a la fase de divergencia, como hemos dicho, pero antes, tendrás que entender y aceptar el concepto de esta fase. La opción de la servilleta será una de miles. Luego si te quedas a la fase convergente, defiendes tu servilleta.

Un buen logotipo es trabajo de profesionales. Nos hemos pegado un montón de años quemándonos la vista delante de la pantalla, leyendo libros, manuales, viendo ejemplos, observando cuando vamos de copiloto en un coche. Todo esto mezclado con la práctica, el dibujo y el manejo de los programas, hace de los diseñadores gente apta para esta tarea. Tenlo en cuenta y valóralo.

Un mal logotipo puede ser hecho por cualquiera, no hace falta ser diseñador. No me queda mucho más que decir en este punto. Voy a explicarlo bien en el siguiente.

Un logotipo no es un dibujo con unas letras, con muchos colores que me gustan, muchas letras de muchos tipos o cuando te dicen: ¿y qué tal si le pones una palmera al lado de la casita que hay delante de la montaña del paisaje? Señores, no, no y no. Si te gusta ese paisaje hazte un cuadro y ponlo en el salón de tu casa pero no confundas al mundo. Un logotipo es algo icónico. Algo resumido. Tiene como objetivo que se te distinga del resto pero también que se te recuerde. Igual que el nombre. ¿O llamarías tu negocio: Casa donde se hacen los mejores callos con patatas fritas y huevos del mundo Fanjul”. Sé que a alguno lo haría, pero esa no es la idea. Con el logo igual, mantengamos la sencillez.

Llegado este punto vamos a hablar con propiedad y explicar un poco mejor que es un logotipo y sus diferentes tipos:

Logotipo o logo:

Aquí está el error más común de todos. Se suele confundir con el imagotipo o con la marca. Lo correcto para este término se referiría a formaciones de palabras (Logo significa palabra). Por lo tanto, solo se denominan logotipos aquellos que no cuentan con símbolos añadidos al texto, es decir, que un conjunto exclusivamente tipográfico lo componen en su totalidad.

fixed-google-logo-font

Isotipo: Símbolo o icono de la marca. Hay casos en los que el isotipo funciona perfectamente sin ir acompañado del nombre de la marca, como NIKE.

índice

Imagotipo: Es la suma de un icono con un nombre pero de una forma claramente diferenciada. En algunos casos sus partes también funcionan por separado.

Logos_Motorola_v

Isologo: El texto y el símbolo o icono están completamente fusionados. No se pueden separar.

geoh_ti_ariel